XXX » Guarras > Bailey Ryder se pone cachonda espiando al vecino por la ventana y acaba en el suelo masturbándose y corriéndose

7 min
Descripción

Bailey Ryder se puso muy caliente al ver a su vecino que salió al balcón sin camiseta, y detrás de la cortina se puso a acariciarse porque sentía un cosquilleo muy agradable por todo el cuerpo. Joder, se follaría a ese tío si lo tuviera a mano, y pensando esto se sorprendió con la mano en su húmedo chocho rasurado. Estaba tan caliente en ese momento que acabó tirada sobre la alfombra, con las manos apretándose fuertemente el clítoris, sus dedos en busca de abrirse paso entre sus labios, penetrar su vagina y recorrer con la puntita zonas de su coño por donde iban resbalando sus fluidos lubricantes. Casi sin darse cuenta terminó corriéndose en el suelo, abrazada a sí misma entre contracciones muy intensas…